God of War III

3 05 2010

Si bien, fue Resident Evil 5 el título que hizo que me interesara por una consola PlayStation 3, fue God of War III el juego que me hizo tomar la decisión determinante. Desde aquel demo mostrado en la E3 de 2009 las expectativas del juego se lanzaron hasta el espacio, al grado de llegar a ser el juego con más “hype” tal vez no sólo de la temporada, sino también del 2010. Y es que God of War tiene todos los elementos para ser un juego de respeto y estar alzado entre los indispensables para todos aquellos que se dicen ser “gamers”.

Al ser un juego con mucho “hype” todo mundo ha dicho, ha opinado y comentado sobre God of War III y dudo mucho que en este comentario encuentren algo diferente a lo que se ha dicho en la mayoría de los “reviews” que hay por internet. El juego vale la pena de principio a fin, su estilo épico cinematográfico que ya nos atraía muy discretamente desde sus dos primeras entregas, se culmina de manera soberbia en esta tercera parte. Los créditos iniciales tan sólo poner el blueray te narran a manera de leyenda la historia de las anteriores entregas de Kratos haciendo sentir al jugador que todo es parte de un círculo que llega su cierre. Cabe destacar que God of War III no puede verse como un título independiente, es el claro cierre de una trilogía, por lo que si en ninguna ocasión se han jugado las dos partes anteriores se sentirá un vacio enorme en el argumento, a pesar de que la “intro” te pone al tanto de la historia nunca lograras el nivel de empatía con el juego si no has jugado y acabado God of War y God of War II e Incluso God of War: Chains of Olympus (PSP). Así que mi sugerencia como fan de la trilogía God of War es que si tienen un PS2 y no han jugado la saga God of War ¿Pues en que han perdido su tiempo? Y si tienen un PS3 y quieren disfrutar God of War III en todo su esplendor, consigan la revisión God of War: Collection, no se arrepentirán. (Siempre y cuando sean mayores de 18, pues la saga God of War es completa y absolutamente “MATURE”).

Volviendo a God of War III; nada más empezar la partida, inicias justo donde quedo God of War II (¿Ven porque es importante jugar las dos entregas anteriores?). A lomo de Gaia escalando en monte Olimpo acompañado de los Dioses tienes los primeros 10 segundos más cinematográficos y en alta definición que un juego pueda mostrar. La venganza de Kratos hacia los Dioses del Olimpo ya no puede ser detenida por nada ni nadie, mas sin embargo no será fácil, antes de poder encarar a Zeus (de nuevo), deberás pasar por Poseidón, Hades, Helios, Hermes, Afrodita (!), Hefesto, Hera y el propio semidios Hércules. La cuestión es que Kratos como siempre estará de nuevo solo, pues los titanes quienes iban a ayudarle a consumar su venganza, no tienen interés en ayudar a Kratos, solo usarlo y Kratos que no ve tonos grises decide quitar todo lo que está a su paso para lograr su objetivo (Sin duda el carismático protagonista de God of War tiene serios problemas de temperamento y entendimiento). Así sin más Kratos se lanza de nuevo a su cruzada con el firme objetivo de consumar su venganza, haciendo caer no solo al Olimpo, sino todo lo que le estorbe.

El sistema de juego, como todos los God of War es bastante fluido y rápido, God of War no sólo es el Dios de la Guerra, es el Dios de los Beat’em up/hack and slash y no hay ningún juego hasta hoy por encima de él en ese género, detrás de él muy de cerca seguido tal vez por Ninja Gaiden y Devil My Cry, más abajo Bayonetta y Darksiders, más abajo aún Dante’s Inferno entre otros.

God of War III va más allá de machacar botones, si bien se trata de ser rápido con los controles, la diferencia jugable entre ésta última entrega y las dos anteriores es que debes ser mas estratégico y pensar muy bien antes de lanzarte como fiera a por tus enemigos, en ningún otro juego de God of War utilicé tanto la defesa como en éste. La revisión de los “Quick Times Events” saltando en la pantalla en la misma ubicación de los botones de sixaxis favorecen la rápida respuesta de parte del jugador, a diferencia de los títulos anteriores donde debías aprender de memoria donde estaba triángulo, cuadrado, círculo y equis.

Como en God of War II, en God of War III inicias con todas las habilidades adquiridas en el título anterior (De nuevo: Por eso es importante jugar primero los anteriores), las espadas de antena, la magia y las barras de vida al máximo, así con un poco de ayuda (si a eso se le puede llamar ayuda) de Gaia, te enfrentas al primer e impresionante Dios de los mares, nada más y nada menos que el hermano de Zeus y HadesPoseidón. Tan solo en los primeros instantes de juego, God of War III te atrapa, te clava una espada en la atención (metafóricamente) y no puedes soltarlo hasta que termina. De momento yo no sabía si admirar los gráficos o poner atención a la batalla que estaba librando. Pues así como la jugabilidad el apartado gráfico del juego es bestial y monumental, los ojos no te alcanzan para apreciar cada detalle; desde la iluminación, las texturas y la ambientación. Las cuevas oscuras y húmedas del tártaro, la cabeza de Helios que ilumina tu paso y que al reflejo permite ver las partículas de polvo en el aire, simplemente el apartado visual de God of War III es más que un mangar.

En tu primer enfrentamiento con Poseidón te das cuenta de que el planteamiento de las peleas es diferente, ya no es solo ir a golpear, es pensar en cuál es la mejor manera de salir victorioso y algo importante en los Beat’em up/hack and slash, ser rápido con los botones del control.

Por si fuera poco, el argumento tiende a ser inmersivo, si vienes siguiendo la saga desde la primera entrega sabes que los elementos principales de la historia están muy apegados a la mitología griega, de repente esperas toparte con algún personaje mítico y conocer sus implicaciones para con Kratos. Sin tratar de “Spoilear” mucho he de decir que el personaje más sobresaliente es Hércules, sus líneas de conversación con Kratos son bastante interesantes y es que tiene una cuestión argumental que tiene que ver con la caja de pandora y los males desatados que infectaron a los mortales pero que parecía que eran inofensivos para los Dioses; y así es como te enfrentas al poderoso Hércules.

God of War III no parece un juego largo, y podríamos decir que en realidad no lo es, yo tranquilamente sin prisas lo he jugado 2 veces y las dos veces hice 11 horas,  sin embargo los dos títulos anteriores tampoco son muy largos, pero tal pareciera que el juego es tan bueno que te deja con ganas de más. De momento God of War III ha marcado el final de la venganza de Kratos, no se sabe que venga después; como ya circula en la red, el trofeo platino de God of War III revela una página secreta que promociona tal vez la siguiente entrega de God of War y de lo cual se ha especulado mucho. De momento no queda más que esperar a ver qué sucede con el futuro de la franquicia y disfrutar a su máximo la joyita de juego que nos ha dado el estudio de Santa Monica.

God of War III

God of War III

Anuncios

Acciones

Información

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: